tickets
mascara teatro

Asunción

el teatro
 
Obra:

TRIBUTO A FLORES - HOMENAJE A JOSE ASUNCION FLORES.

Compartir en Facebook Compartir en Facebook
Fecha/Hora: 29/08/2018 20:00
Precios:

ENTRADA LIBRE Y GRATUITA

Ficha:

"Tributo a Flores" - Homenaje a José Asunción Flores por la semana de la GUarania.

-Sala del Café del Teatro.

-Inicio: 20:00 hs.

-ENTRADA LIBRE Y GRATUITA.

Gacetilla:

En conmemoración a 114 años del nacimiento del creador de la Guarania, José Asunción Flores, la Dirección de Cultura de la Municipalidad de Asunción y el Ateneo Cultural José Asunción Flores finalizan las actividades enmarcadas en la Semana de la Guarania.

El miércoles 29 de agosto a las 20:00 h. en el Café del Teatro (Pte. Franco esq. Alberdi) como cierre de la Semana de la Guarania, se realizará el Tributo a Flores con la actuación de Pachín Centurión y Folclore a la Calle, grupo integrado por Paula Rodríguez, Carmen Monges, Julieta Morel y Javier Palma.

De acceso libre y gratuito.

Breve biografía de José Asunción Flores

Nace el 27 de agosto de 1904 en el barrio popular de la Chacarita, en Asunción, hijo de Magdalena Flores y Juan Volta, quien no se hace cargo del niño. El destacado intelectual y político liberal Manuel Gondra lo adopta como ahijado suyo. El niño pasa gran parte de su niñez trabajando como un ‘niño de la calle’, lustrando zapatos, vendiendo diarios, contribuyendo a la economía familiar. La madre trabaja como lavandera y luego como vendedora en el ‘mercado guasu’.

Debido a sus frecuentes huidas de la casa, la madre lo ingresa a la Guardiacárcel de la Policía, de donde es derivado con otros niños vagabundos como ayudantes de la Banda de Policía. Allí inicia sus estudios musicales junto a maestros italianos y pronto ocupa el sitio de trombonista, gracias a su habilidad musical. A la vez que inicia el trabajo de escrituración correcta de la música paraguaya, comienza a experimentar en la búsqueda de un ritmo que exprese el sentimiento del hombre de la tierra y así nace la Guarania, en 1925, con ‘Jejui’, pieza instrumental.

Compone ‘Arribeño resay’ (Lágrimas de un arribeño) en 1926, con letra del poeta Rigoberto Fontao Meza, que obtiene gran difusión popular y que es considerada por el músico como ‘la guarania No. 1’. En rápida sucesión le siguen ‘Ñasaindýpe’ (A la luz de la luna) con letra de Félix Fernández, ‘Obrerito’, ‘Ka’aty’ (El yerbal). Traba amistad con el poeta Manuel Ortíz Guerrero hacia 1928 con quien compone temas memorables como ‘India’, ‘Panambi vera’ (Mariposa brillante), ‘Nde rendápeaju’ (Junto a ti vengo), ‘Paraguaýpe’ (A Asunción), ‘Buenos Aires salud’. Se incorpora a las filas del Ejército Paraguayo para combatir en el Chaco en la guerra con Bolivia, de la cual es salvado milagrosamente por un conjunto de escritores y periodistas quienes logran que sea licenciado.

En Buenos Aires. Se instala en Buenos Aires, en 1933, dando inicio a la difusión a escala internacional de su música, ayudando a crear, además, asociaciones para la difusión de la cultura y la música paraguaya. Se afilia al Partido Comunista Paraguayo. Sus temas editados por el prestigioso sello Odeón tienen gran impacto popular, que se ratifican con las actuaciones de la orquesta ‘Manuel Ortiz Guerrero’ que él dirige, siendo su primera voz Agustín Barboza. Es cofundador de la Agrupación Folklórica Guaraní que alberga a músicos, poetas, intelectuales y profesionales, como Luis Velilla, Francisco Alvarenga, Félix Pérez Cardozo, Herminio Giménez, Mauricio Cardozo Ocampo, Emilio Vaesken, Antonio Ortíz Mayans, Carlos Abente. La misma realiza ciclos de difusión de la cultura paraguaya y grandes conciertos en el Teatro Politeama.

En la década del 40 se aboca a la composición de poemas sinfónicos como ‘Pyjhare pyte’ (En la alta noche), ‘Ñanderuvusu’ (Nuestro gran padre), ‘María de la Paz’, ‘Mburicao’, ‘Ahendu nde sapukái’ (Escucho tu grito), ‘Guyrau’ (Tordo negro), entre otros.

Retorna al Paraguay en 1946, en el marco de la ‘Primavera democrática’, en que todos los partidos, periódicos y sindicatos pueden actuar libremente. Con la revolución de 1947 y el triunfo del dictador Higinio Morínigo y del Partido Colorado se clausura dicha etapa y Flores retorna de nuevo a Bs. As. Crea una de sus obras populares más emblemáticas ‘Ñemity’ (A cultivar), un mensaje de esperanza y de redención social para el campesinado paraguayo, con letra del poeta Carlos Abente, con quien mantiene estrecha amistad. Así como también con Elvio Romero, Augusto Roa Bastos, Herib Campos Cervera, Ariel Ramírez, Edgar Valdés, Atahualpa Yupanqui, Osvaldo Pugliese, Ben Molar, Demetrio Ortiz, Herminio Giménez, Alfredo Guevara, Rafael Alberti. Invitado a participar del Consejo Mundial de la Paz viaja a Europa y en el seno del mismo traba amistad con Pablo Neruda, Nicolás Guillén, Pablo Picasso, Jorge Amado, Madame Curie, Jean Paul Sartre, Ilia Ehrenburg y otros grandes artistas e intelectuales.

En 1959 visita China Popular como invitado especial. En 1969 la Orquesta de la Radio y la Televisión Soviética graba en Moscú sus 11 poemas sinfónicos bajo la batuta del eximio maestro Yuri Aronovich, lo que constituye la culminación de su carrera. El sello Melodía de Moscú edita 3 millones de discos. En 1972 fallece en Buenos Aires donde es despedido por una multitud de artistas y público en el cementerio de la Chacarita a los sones de ‘India’.

Repatriación de sus restos

En 1991 sus restos son repatriados a Asunción. El gobierno presidido por el Gral. Andrés Rodríguez le otorga en forma póstuma la condecoración Orden Nacional del Mérito. La Municipalidad de Asunción le concede el privilegio de ser enterrado en una plaza pública. Sus restos reposan en la plaza ‘Manuel Ortiz Guerrero-José Asunción Flores’ sobre la avenida Mariscal López, a orillas del arroyo Mburikao.

A partir del año 2000, el Ateneo Cultural José Asunción Flores realiza un acto conmemorativo en dicha plaza, cada 27 de agosto, declarado por ley Día de la Guarania. Además edita 5 cedés de sus obras sinfónicas y populares, que son entregados a instituciones educativas y culturales del país.

En 2011 el Parlamento Paraguayo declara a la Guarania como Patrimonio Cultural del Paraguay. A la vez que se inician trámites ante la UNESCO para que éste género musical paraguayo sea declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad.

En 2018 celebramos los 90 años de la creación y estreno de ‘India’ de Ortiz Guerrero y Flores.

 

« Volver